Categoría: DIY Nivel Bajo

En esta categoría podrás encontrar todos aquellos DIY fáciles que son ideales para adentrarte poco a poco en este mundo y comenzar a trabajar tu creatividad desde un nivel básico. Ya sabes que para ser un gran artista en cualquier campo se necesita ir poco a poco y con calma, y en el mundo del DIY la cosa no iba a ser diferente. El hecho de que se trate de un nivel de dificultad bajo no quiere decir que los resultados serán menos impresionantes que otrs más complicados, el factor clave en cómo quedará finalmente tu objeto o prenda personalizada será tu creatividad y elección de colores/materiales a utilizar. Si quieres empezar en el DIY con algo sencillo esta categoría es la ideal para ti, si le pones ganas y entusiasmo no tengo ninguna duda de que conseguirás llegar a los niveles difíciles muy pronto. ¡Disfruta del aprendizaje junto conmigo!

DIY de vaqueros rotos

¡Bienvenidos otro día más al blog! La moda de llevar vaqueros rotos ha venido para quedarse. No sé si es gracias a que las famosas la han explotado en innumerables veces, pero lo cierto es que no resulta extraño ver a una persona con esta prenda incluso en invierno. Si tienes unos jeans basicos y quieres darles un toque diferente en esta entrada te enseño un DIY de vaqueros rotos muy sencillo.

Antes de empezar escoge una superficie plana para empezar a trabajar, así te aseguras de realizar el DIY de la manera más cómoda. Para customizar tus pantalones vaqueros con un roto lo primero que tienes que hacer es marcar con tiza blanca el tamaño que quieres que tenga el agujero. Mi recomendación personal es que no te pases, una cosa es tener un agujero que dé un toque diferente y otra llevar unos pantalones con la mitad de tela de lo habitual.

Lo único que debes hacer es coger un cúter y comenzar a hacer rayas horizontales dentro de la marca blanco que has delimitado anteriormente. Asegurate de realizar los cortes con un poco de distancia para dejar un pequeño trozo de tela entre corte y corte, lo que dará un toque más especial a la prenda. Una vez hayas acabado con el cúter empieza a estirar de los pequeños hilos que verás salir de los cortesy verás cómo empieza a crearse el agujero en la tela.

La cantidad, tamaño y localización de los cortes es a gusto personal, por lo que dejaré que seas tú quien decidas cómo customizar tu prenda. Reconozco que no se trata de una moda que guste a todo el mundo, pero si eres fan de ella esta idea te irá como anillo al dedo. Además, puedes combinar esta propuesta con la nueva moda de los parches.

¿Ya habías hecho anteriormente un DIY de vaqueros rotos?¿Si es así, te gustó el resultado o prefieres comprarlos ya customizados en tienda?

Personalizar tu ropa con parches

Los parches están de moda y no lo digo yo, sino los catálogos de las diferentes tiendas que incluyen un gran número de prendas con esta tendencia. Como todos sabemos el principal problema de que algo esté de moda (por regla general) es que automáticamente su precio se eleva y adquiere un valor mucho más alto de lo normal. Por ejemplo, recuerdo unos vaqueros de la ahora inexistente firma Blanco que tenía 4 parches pequeños de flores rojas. ¿Su precio? 39.99€. Para ahorrarte algo de dinero hoy te explicaré cómo personalizar tu ropa con parches.

Lo primero es tener en cuenta que el principal tejido donde vemos este tipo de accesorio es en tela vaquera y esto tiene un motivo: si recurrer a telas demasiado finas o sensibles además de dañar la prenda tu parche no aguantará mucho. Los hay de todo tipo: dibujos graciosos, bonitos, con mucho detalle y con frases o palabras (uno de los más populares). El objetivo con los parches, además de darle un aire diferente al look, es convertir cada pieza en un icono vintage.

Como os he dicho anteriormente, las tiendas han sacado partido de esta tendencia e incluido en su catálogo varias prendas con los parches ya puestos, pero yo os propongo una alternativa y es comprar vosotros mismos los parches para luego agregarlos a la ropa en el lugar y combinación que queráis. Lo que he hecho ha sido comprar un pack de parches (concretamente unos de Stradivarius) y luego pensar en qué prenda ponerlos. Me costaron 7,95€ y había muchísimos modelos entre los que elegir.
Para colocarlos en la ropa lo único que debes hacer es colocar el parche en la zona que quieres adherirlo, poner la plancha a la temperatura máxima (pero sin vapor, cuidado) y ejercer presión para que el pegamento que lleva se funda y pegue bien a la tela. Como recomendación personal te invito a que protejas el parche poniendo una tela fina entre la plancha y el accesorio para evitar que se dañe. Es importante que todo el parche quede bien pegado y eso puede requerir varios minutos de presión con la plancha, por lo que proteger su parte exterior es una gran idea para no correr el riesgo de alterar el dibujo.
¿Te has sumado a la moda de personalizar tu ropa con parches?

Formas de utilizar un pañuelo

¿Sabías que hay infinitas formas de utilizar un pañuelo? En este post te propongo algunas ideas muy sencillas y útiles.

De pañuelo a bolso

Para este DIY necesitaremos un pañuelo y elementos básicos de costura. Lo que deberás hacer es doblar tu pañuelo por la mitad y anudar los extremos juntos. Después, deberás coser ambos bordes laterales desde el pliegue inferior, hasta alrededor de la mitad (a mitad de camino desde el borde inferior hasta el nudo superior). ¡Ya has terminado! Un DIY sencillo y cómodo.

Accesorio de bolsos

Cuando quiero añadir un toque de color, pero hace demasiado caliente fuera para envolver un bonito pañuelo alrededor de mi cuello, simplemente lo ato a mi bolso. Instantáneamente añade color, además de ser una gran opción si luego necesitas algun pañuelo si refresca. Por ejemplo, lo puedes utilizar sin problema cuando vas al cine o al centro comercial, donde los aires acondicionados suelen estar fuertes.

Utilizar un pañuelo como falda

Para este DIY necesitarás un pañuelo muy grande y un elástico grueso, además de los esenciales elementos de costura. Lo primero será doblar la falda por la mitad y hacer un corte en el medio. Pon las mitades de la falda de los lados derechos juntos y cose los lados.
Lo siguiente que deberás hacer es coser un punto de recolección a lo largo del borde superior de tu falda (el borde cortado.). Recolectar hasta que sea aproximadamente 7 o 10 centímetros más grande que tu cintura.

Corta un pedazo de elástico que de un tamaño aproximado de 2  centímetros más pequeños que tu cintura. Cose los bordes cortados en los extremos y cose la costura elástica hacia abajo. Sujeta la parte inferior de tu elástico a la parte superior del borde de la falda recogido, y añade el borde de falda a lo largo del interior del elástico.  Cose usando una puntada recta larga y listo.

Espero que estas maneras de utilizar un pañuelo te hayan gustado.

 

Washi Tape con texto personalizado

¡Bienvenidos a otro post! Hoy dejaremos la moda un poco de lado y veremos un DIY muy sencillo pero al mismo tiempo muy chulo. Como verás por el título, hoy aprenderemos a hacer washi tape con texto personalizado, una idea perfecta para decorar cuadernos, hojas y todo lo que se te ocurra. También puedes usarlo para darle un toque único al envoltorio de un regalo o para incluir cada día una frase motivadora en tu agenta de la manera más orginial.

Los materiales que necesitarás para realizar este DIY son un washi tape que te guste (preferiblemente liso y un poco transparente para que las letras se noten bien), papel blanco y una impresora. Si no tienes impresora en casa no te preocupes, puedes acudir a cualquier imprenda u otro establecimiento y si llevas tus frases en un pendrive te imprimirán tu archivo al momento. Los pasos que deberás seguir para este tutorial verás que también son muy sencillos:

Paso 1: imprime en una hoja blanca las frases que vas a poner en tu washi tape. Ten en cuenta de dejar una separación adecuada por lo alto y bajo de ellas. Además, imprime las letras en un tamaño lo suficientemente grande y pequeño como para que quepan entera en tu washi tape y no se corten.

Paso 2: Coge tu washi tape con mucho cuidado y ponlo encima de las letras. Procura que no se formen grumos y hacer una forma lo más recta posible.

Paso 3: Una vez pegado, pasa el dedo por encima del washi tape un par de veces para que la tinta se transfiera perfectamente a él.

Paso 4:  Despega con mucho cuidado. Ten en cuenta que se enrollará hacia atrás así que, para que no se te pegue y estropee, usa las dos manos para este paso.  Hazlo con calma para evitar que el papel se manche.

Paso 5: Pega tu washi tape con texto personalizado donde más te guste.

Haz tus propios chokers

El día de hoy te traigo uno de los DIY más sencillos pero más a la moda que puede haber: Haz tus propios chokers. Los chokers están de moda y eso nadie puede negarlo, pero en lo que pocas personas caen es que se trata de un accesorio súper fácil de hacer en casa, y es que gracias a que son tendencia los básicos pueden alcanzar hasta los 10€.

Lo primero será elegir la cinta que quieres de base para tu choker. Tienes una gran variedad de tejidos entre los que elegir: raso, polipiel, organza, denim, puntilla, encaje o de cualquier tejido que te guste y te haya sobrado de algún DIY que hayas hecho anteriormente. El color más habitual para los choker es el negro, pero puedes ser más atrevida y optar por otros colores más llamativos como el rojo o el azul eléctrico, por ejemplo.

Cuando ya tengas claro qué tela prefieres es hora de decidir el ancho de la cinta. Como siempre digo, para gustos colores, pero sí que es cierto que este tipo de accesorios suelen quedar más elegantes con un ancho no mayor de 3 o 4 centímentros. Evidentemente, si lo quieres más fino o más grueso puedes hacerlo sin problemas. Una vez tengas claro el ancho que querrás que tenga tu choker es hora de medir el contorno de tu cuello. Es importante que tomes la medida de la zona donde quieres que vaya el choker. A los centímetros que te salgan réstale 2,5 cm y ese será el largo perfecto para tu choker.

Ahora llega el turno de dejar volar tu imaginación. Elige los abalorios que quieras lucir en tu choker y colócalos como más te gusten. Por último tocará poner los apliques dentados, esto es, lo que conseguirá que tu choker pueda ponerse y quitarse sin problemas. Para añadirlos bastará con colocar cada una de las partes en los extremos de la cinta, y posteriormente ejercer presión con unos alicates para que no se muevan de allí. Lo último será añadir una arandela y un terminal de cierre (cada uno en un extremo) y listo.

Haz tus propios chokers y luce las últimas tendencias de manera personalizada.

© 2017 Moda DIY

Tema por Anders NorenArriba ↑